martes, octubre 24, 2006

Ágora 2006

La Universidad Popular de Almendralejo, en colaboración y subvencionado por el Gabinete de Iniciativas Transfronterizas, está impartiendo un curso sobre Iniciación al portugués. Este curso está destinado a adquirir una competencia comunicativa de la lengua portuguesa. Destinado a un número reducido de personas que desean conocer este idioma así como la cultura de este país, que se encuentra tan cerca y que sin embargo no nos ha suscitado, normalmente, demasiado interés. En la actualidad se está celebrando en Cáceres, la séptima edición de "Ágora , el debate peninsular" , diálogo hispano-luso, donde se van a celebrar mesas redondas, debates así como espectáculos portugueses. Parece ser que el portugués se ha convertido en el segundo idioma que aprenden los extremeños por encima del francés y por debajo de inglés.

2 comentarios:

Ángel Trigueros dijo...

Ágora es voz griega (ἀγορά) y femenina, que viene a significar la plaza pública de las ciudades de la Grecia Clásica y, por lo mismo, también puede ser asamblea o lugar de encuentro o conversación. No confundir, pues, con agora. (del lat. hac) que se dice de ahora, en esta hora, y es adverbio, y que, de uso vulgar, utilizaba sobriamente nuestro enjuto hidalgo manchego para concretar el presente de su andadura. Tampoco, ya puestos, equivocar la palabra, en cuestión, con el derivado agorero/a, adjetivo que califica a aquel o aquella que pronostica por medios que no tienen conexión alguna con ellos (según expresa la RAE en su edición de 1726) y que Quevedo utiliza magistralmente en su verso siguiente:

Porque el sol se arreboza con la luna
En la cabeza horrible del severo
Dragón, pretendes pérfido agorero
Amenazar de túmulo a la cuna?

Y de aquí agorería y agorador, pero creo que, para pasar un buen rato lingüístico, con esto basta. Y como yo quiero ser portador de buen augurio, pronostico y vaticino, para esta bitácora, una larga y fructífera vida que los dioses, y su autora, servirán darle.
Enhorabuena, María (ah y perdona por la pedantería, jaja).

Ángel Trigueros dijo...

a